BURGOS - CULTURA
Lunes, 13 de Septiembre de 2021

El dúo catalán ‘Ladilla Rusa’ inaugurará la IV Gran Fiesta de la Vendimia de Ribera del Duero el 24 de septiembre

ICAL - El evento tendrá un aforo restringido en el recinto ferial y limitado a 2.000 personas que podrán asistir al concierto y disfrutar de la oferta de vinos de los wine bar

El dúo catalán ‘Ladilla Rusa’ será el encargado de inaugurar la IV Gran Fiesta de la Vendimia de Ribera del Duero, el acontecimiento vitivinícola del año que en esta nueva edición dará su pistoletazo de salida el próximo el viernes, 24 de septiembre, a la 19,30 horas en el recinto ferial de Aranda de Duero. Tania y Víctor visitarán la localidad arandina en un concierto exclusivo en el que desgranarán los temas de su último trabajo, Estado de Malestar, que incluye himnos como Criando Malvas, Bebo (de bar en peor) y la enérgica Macaulay Culkin. 

Será la primera de las propuestas que incluye la cuarta edición de la fiesta que organizan el Consejo Regulador de la DO Ribera del Duero y el Ayuntamiento de Aranda de Duero, con el apoyo de la Diputación Provincial de Burgos, la Ruta del Vino Ribera del Duero, la Asociación de Hosteleros ASOHAR, y la Cadena Ser y los 40 Aranda, medios de comunicación oficiales. 

Para acudir al concierto será necesario adquirir una de las entradas que se pondrán próximamente a la venta al precio de 5 euros, incluyendo una copa y el disfrute de uno de los vinos del wine bar. No obstante, nadie se quedará sin disfrutar en directo de la música de Ladilla Rusa, pues el concierto se podrá seguir de manera íntegra desde puntos céntricos de Aranda de Duero, como son la Plaza Mayor, Plaza de Santa María, Plaza de la Constitución. 

En todas estas localizaciones, lugares de concentración de establecimientos hosteleros, se colocarán pantallas en las que se proyectará toda la programación de esta IV Gran Fiesta de la Vendimia de Ribera del Duero, conciertos, shows de humor e iniciativas para el público familiar que se celebrarán hasta el domingo, 26 de septiembre. 

Desde el organismo vitivinícola precisaron que pendiente queda por desvelar esta gran agenda de actividades que se desarrollarán, casi todas, en el recinto ferial de Aranda de Duero, único escenario en esta cuarta edición del evento. No habrá, por lo tanto, conciertos en lugares emblemáticos como en ocasiones anteriores, adaptándose y respetando la fiesta todas las medidas de seguridad que proceden en esta situación de pandemia. 

Las únicas actividades que tendrá lugar en las calles de Aranda de Duero serán los Grandes Desfiles Una Ribera para Todos, gentileza de la Ruta del Vino de la Ribera del Duero. El primero será un pasacalles el sábado 25 por la tarde, a cargo de los Titiriteros de Binefar, que regresan a la Gran Fiesta de la Vendimia una vez más para deleite de grandes y pequeños. Una actividad de la que se desvelará su recorrido en los días previos. 

El domingo 26 al mediodía tomarán las calles del centro de Aranda Los Gurús Batucada, que pondrán ritmo a la clausura de la Gran Fiesta de la Vendimia. Ambos pasacalles recorrerán varios puntos, a ritmo ágil, para evitar que se produzcan aglomeraciones. La organización ruega a los interesados que eviten concentrarse y respeten todas las medidas establecidas. 

“Es muy importante que seamos extremadamente responsables, que a nivel individual tengamos absoluto respeto a las normas establecidas. Porque no habrá diversión ni quedará un buen recuerdo de ninguna de las propuestas que incluye esta IV Gran Fiesta de la Vendimia de Ribera del Duero si no miramos por nosotros y por el prójimo. Es un esfuerzo ínfimo el que pedimos, pero es lo que hará posible que volvamos a tener eventos, que haya música en directo y que vuelva esa normalidad que tanto echamos de menos”, indicó el presidente de Ribera del Duero, Enrique Pascual García. 

Dispositivo de seguridad y vigilancia en el recinto y en las calles 

Para garantizar el buen desarrollo, la convivencia y el respeto a las medidas vigentes, la organización pondrá en marcha un operativo de seguridad que velará porque no haya aglomeraciones ni altercados durante el desarrollo de la programación de la fiesta. Se invitará a cualquier persona que incumpla con las medidas establecidas a abandonar el recinto ferial, para asegurar el bienestar del resto del público. Los conciertos y actividades previstos en el recinto se disfrutarán sentados y con mascarilla. La zona de degustación también estará equipada con mesas y sillas, pues no se permitirá comer o beber de pie. Un protocolo similar al establecido en Sonorama Ribera. 

Habrá control también en los puntos donde se sitúan las pantallas desde las que se retrasmitirá la programación, para evitar aglomeraciones o comportamientos no recomendados. Todo esto siguiendo las medidas de seguridad y salubridad vigentes. Cualquier cambio de protocolo y medida de última hora que dicten las administraciones competentes se incorporará, informando pertinentemente a todos los interesados. 

La IV Gran Fiesta de la Vendimia de Ribera del Duero finalizará anunciando el 40 aniversario de la DO, el 25 aniversario de Sonorama Ribera y el arranque de la Capitalidad Europea del Vino para Aranda de Duero, un acontecimiento este último que se ha hecho esperar por culpa de la pandemia, concluyeron.